Gonzalo Fausto, periodista E-mail

La Historia, la milenaria crónica de la Humanidad, está escrita al galope, al relincho del noble equino.

El caballo es el único animal que convierte al hombre en caballero.

Por algo al guerrero vencedor se le perpetúa a horcajadas.

La montura es el verdadero trono del mítico y heróico triunfador.

Es el caballo, el eterno hermano del cervantino Rocinante, quien inspira al artista (dibujante de pura raza) Manuel M. Pacheco.


Por Gonzalo Fausto, periodista.

 
Goto Top